¿Qué tienen en Común un Campeón Nacional y un nuevo Papá?

Mas + Surfing Portada Bitacora del Campeon Surfing

bitacora-del-campeon-surfing-nation-magazine-costa-rica-surf-gilbert-brown


¿Qué tienen en Común un Campeón Nacional y un nuevo Papá?



Ser Campeón es como ser Papá; Ganar es lo más fácil,
 el verdadero reto es demostrar que uno se merece el premio
y lo más gratificante es la oportunidad de enseñar
y de ser un modelo a seguir.

 

Esperar un bebé es como correr un Campeonato, hay que prepararse, trabajar duro y dedicarle tiempo. Hay que ir heat a heat dando lo mejor de uno, preparando todo y estando enfocado para recibir el trofeo. Si se hace todo con amor y con disciplina se alcanzan los resultados y viene el gran premio y este es el premio más grande que he recibido, una bebé saludable a la que quiero ver crecer cada día que Dios nos de juntos.
Mis energías están un poco bajas pero hay algo nuevo dentro de mi que me motiva aún más que la mejor condición física que pudiera tener.
Ha sido un proceso bellísimo y muy extremo a la vez, he surfeado poco pero ya estoy volviendo a mi Surfing. En las Competencias no me ha ido para nada bien desde que Emma nació, por el contrario, las dos veces que la he llevado para que me acompañe he perdido en las primeras rondas.
Pero se que pronto vendrán triunfos y victorias para dedicárselas a ella. Estamos adaptándonos en todo, cuando estamos juntos solo pienso en ella por que estos son sus primeros días de vida y quiero que sienta que su papá está con ella cuando ella me necesita, es lo más importante para mi y ya regresaré poco a poco a mi ritmo habitual pero sin descuidarla.
Mi fuerza se tiene que repartir entre mi hija y el Surfing, tengo dos meses de ser papá y gracias a Dios ya Emma duerme hasta cuatro horas seguidas.

La familia tiene que ser un equipo y en mi caso soy muy afortunado, me tocó una gran mujer que ha estado conmigo siempre y Dios nos ha bendecido con muchísimo amor. No es cualquiera el que se entrega y te ama incondicionalmente para estar a tu lado en las buenas cuando triunfas y sales del agua con la cabeza en alto y en las malas cuando pierdes y sales con los brazos abajo.
Ahora más que nunca veo la gran mujer que Dios me dio y me muero por seguir echándole ganas en esta aventura que apenas estamos empezando.
Somos un equipo, seguimos uno al lado del otro. Ellas son lo más importante en mi vida, ellas y mi Surfing son lo que más amo.

Veo en mi hija una Campeona, cuando ella quiera empezar, la voy a apoyar.
Mientras yo siga en el agua y me mantenga en la competencia
ella va a querer seguir mis pasos.

Ahora mi responsabilidad y mi trabajo es mantenerme y perseverar para que cuando ella quiera me pueda seguir.
Lo que más deseo en el mundo para mi hija es que ella surfee, el Surfing me ha dado todo en la vida y quisiera darle la misma herencia a ella. Yo vivo para surfear, vivo Surfing, como Surfing, me acuesto en las noches pensando en levantarme para ir a surfear y esa es la profunda felicidad que deseo para su vida también. Y yo su papá me voy a encargar de guiarla. Yo voy a estar ahí para enseñarle cada paso, cada burbuja, cada remada. Yo voy a estar con ella para apoyarla en lo que ella quiera hacer. Dios me preste la vida para acompañarla a cumplir sus sueños y asegurarme de que su vida desde ahora sea maravillosa. Junto a nosotros, su equipo, su familia; Emma, Rebeca y yo papá.

 


What do a National Champion and a new dad have in common?


Being a champion is like being a dad; Winning is the easiest part, the real challenge is to prove that you deserve  the trophy and the most rewarding is the chance to be a role model.

Expecting a baby is like running a championship, you have to prepare,  and dedicate your time to it. You go heat by heat giving it your best, preparing everything and being focused on winning the trophy. If you do it with love and discipline, you get the big prize. And this is the best prize I have ever received.

bitacora-del-campeon-adrenaline-rush-surfing-nation-magazine-costa-rica-surfMy energies are a bit low but there is something new inside me that motivates me even more than the best physical condition i could have.
It has been a beautiful process, I haven’t surfed so much lately, but I’ll be back in shape soon. I haven’t done well in competitions at all since Emma was born, actually the two times I’ve taken her with me I’ve lost in the early rounds.
But I know the victories in her name will come soon. We are adjusting things, when we are together i just think about her, these are her first days of life and I’ll be there when she needs me.
My strength has to be shared between my daughter and Surfing, I’ve been a dad for two months already and thank God Emma sleeps for up to four hours now.

The family has to be a team and I’m very lucky, I have an amazing woman who has always been with me and God blessed us with so much love. Is not just anyone who loves you unconditionally and it’s always by your side in good times and bad times. Now more than ever I see the great woman that God gave me and I’m looking forward to keeping up with this adventure that we are just beginning.

We are a team, we go next to each other. They are the most important ones in my life, they and my Surfing are what I love.

I see my daughter as a future Champion, and I´ll be there when she wants to start surfing. As I keep my self in the water and strong in the competition she will wants to follow my footsteps.

Now my charge and my job is to stay and persevere so when she wants, she can follow me.
What I want the most in this world for my daughter is that she surf; Surfing has given me everything in life and I would like to give her the same heritage.

I live for Surfing, eat Surfing, I go to bed at night thinking about getting up in the morning and going Surfing and that is the happiness I desire for her.
And me, her dad – I’ll take care of guiding her. I’ll be there to teach her every step, every bubble, every paddle. I will be with her to support her in what she wants to do. God gave me life to share her dreams and help her to make them come true. I’ll make sure her life will be wonderful from now on. With us, her team, her family; Emma, ​​Rebecca and me, Daddy.

 

 

Mas + Surfing 9 Adrenaline Surfing Nation Magazine